Terapia de Ansiedad en Málaga

Deja de luchar contra la Ansiedad y comienza a entenderla, nosotros te ayudamos a recobrar tu día a día.

Como Psicólogos en Málaga sabemos que a menudo te encuentras secuestrado por tus sentimientos, por pensamientos relacionados con la ansiedad, no puedes ver el significado de lo que le está sucediendo. Excluyendo las causas de carácter orgánico, que siempre evalúo y pregunto, antes de iniciar la terapia de ansiedad, Casaleiz psicólogos Málaga te explicará cómo funciona un camino directo al tratamiento de la ansiedad.

Los síntomas relacionados con la ansiedad son importantes y portadores de sentido. Somos seres complicados, pero todo lo que sucede en nuestro sistema corporal TIENE SENTIDO. Este trabajo para encontrar el significado de lo que sientes caracteriza mi enfoque de tus problemas de ansiedad. No consideres esa ansiedad que sientes como una enfermedad o un virus, que absolutamente te convierte en una persona equivocada o defectuosa. En el tratamiento y cura de la ansiedad considero tu dificultad como resultado de tu capacidad para desenvolverte en 6 zonas procedimentales, lo que provoca que te quedes estancado en tus sensaciones corporales, pensamientos, emociones, impidiéndote tener la vida que deseas tener. .

Los 6 procesos con los que trabajo contigo son:

 

 

Acciones Comprometidas

El Compromiso de Acción es el comportamiento que se emprende para acercarse a quién y qué es importante para ti, A PESAR de la presencia de obstáculos

Valores

Estas son las direcciones que cada persona elige seguir y participar en la vida. En ACT aprenderás a reconocer qué valores sientes y por qué tu vida merece ser vivida

Yo como contexto

Es esa parte de nosotros capaz de poder observar lo que piensa nuestra mente. Con la terapia de aceptación y compromiso (A.C.T.) aprenderás a observarte a ti mismo y adquirirás habilidades psicológicas que te ayudarán a liberarte del apego a ideas preconcebidas sobre ti mismo.

Momento Presente

Trabajo el Mindfulness para desactivar algunos procesos del funcionamiento mental.

Aceptación

La aceptación es una construcción psicológica que se basa en la conciencia de que un propósito, un objetivo, una situación están irremediablemente comprometidos y no pueden perseguirse. Puede que nos resulte difícil aceptar el final de una relación importante, la pérdida de un ser querido o el inicio de una enfermedad grave. Pero incluso las pequeñas decepciones o los cambios diarios pueden socavar nuestra capacidad de aceptación. Sin embargo, la aceptación no es algo sencillo, más bien es la conclusión de un proceso muchas veces doloroso que en algunos casos puede requerir el apoyo de un profesional.

En definitiva es saber lo que puedes controlar de lo que no puedes controlar.

Defusión

Te enseño a distanciarte de tus pensamientos y emociones para que no gobiernen tu comportamiento.

¿CÓMO TRATAMOS LOS PROBLEMAS DE ANSIEDAD?

Como psicólogos en Málaga, el primer objetivo que trataremos, a diferencia de todas las otras psicoterapias, no es la reducción de los síntomas, sino la modificación profunda de la relación que tenemos con nuestros pensamientos disfuncionales y emociones negativas. Esto se traduce en una reducción de los síntomas, pero como consecuencia de este cambio de perspectiva y no como un objetivo primario.

Todas las actividades cognitivas humanas son cualitativamente lingüísticas. De hecho, los procesos lingüísticos no solo significan hablar, escuchar o escribir, sino también pensar, imaginar, soñar despierto, visualizar el futuro, planificar, etc. Según este punto de vista, todo lo que es mental es lingüístico.

Los pensamientos, las imágenes, los avances, los juicios, las evaluaciones van a constituir una narrativa privada interminable, un diálogo interno que las personas tienen incesantemente consigo mismas. Cuando este diálogo interno tiene una connotación negativa o es demasiado rígida, causa problemas psicológicos.

El proceso por el cual promovemos esta conciencia se llama «defusión cognitiva». Mediante la defusión cognitiva, las personas pueden dar un paso atrás y observar su propia narrativa de lo que es.

Así, llegamos a reconocer que los pensamientos no son más que «eventos privados» transitorios, un flujo de palabras, sonidos e imágenes en constante cambio que, por lo tanto, no representan ninguna realidad.

Otro aspecto es el de la evitación experiencial.

Por evitación experiencial nos referimos a la falta de disponibilidad de la persona para permanecer en contacto con experiencias personales particulares, como sensaciones físicas, emociones, pensamientos, recuerdos … Esta falta de disponibilidad se traduce en la implementación de comportamientos específicos para modificar el impacto de estos eventos y los contextos que los causan.

Este tipo de actitud, además de ser muy agotador, es un problema y a menudo empeora la situación, como en el caso de la evitación agorafóbica.

Otro aspecto importante, que como psicólogos en Málaga creemos, es la relevancia que le damos a los valores personales. Las energías y el tiempo previamente utilizados para tratar de luchar contra las experiencias internas de uno deben invertirse en acciones concretas, en un compromiso activo, guiado por los propios valores, para mejorar la vida. El problema no es la emoción o el pensamiento,el problema son todas las acciones que la persona pone en marcha para deshacerse de estas emociones y pensamientos.

Por lo tanto, ayudamos a las personas a aclararse a sí mismas lo que es realmente importante para ellas, lo que las personas quieren ser, lo que realmente significa y valora, y lo que les gustaría lograr en la vida.

Intentamos ayudar a establecer metas y a actuar con perseverancia y compromiso para alcanzarlas y así obtener una vida más rica, más plena y más significativa.

¿ES EFECTIVA LA TERAPIA?

Esta terapia de ansiedad en Málaga se ha utilizado con individuos, parejas y grupos, como terapia a corto y largo plazo y para una amplia gama de problemas psicológicos. Se ha demostrado la eficacia para los siguientes problemas: depresión, trastorno obsesivo compulsivo, estrés relacionado con el trabajo, dolor crónico, estrés por cáncer terminal, ansiedad, trastorno de estrés postraumático, anorexia, abuso de sustancias y esquizofrenia.